No aprendemos

Publicado: 16/06/2012 de Rafael Pizarro en Economía, General
Etiquetas:

“El presupuesto tendrá que estar equilibrado, el tesoro tendrá que volver a llenarse, la deuda pública se tendrá que reducir, la arrogancia de la burocracia tendrá que ser atemperada y controlada y la ayuda a las tierras extranjeras tendrá que eliminarse para que Roma no entre en la bancarrota.

El pueblo debe otra vez aprender a trabajar en vez de vivir de la asistencia pública”

Cicerón, 55 A.C.

(Marco Tulio Cicerón (106-43 a.C.) filósofo y orador romano, concentró sus meditaciones en problemas de política y moral, con precisión y buen juicio).

Anuncios
comentarios
  1. Antonio Sánchez dice:

    Discrepo de Cicerón porque piensa como un banquero. Como Bankia y la mayoria de las Cajas y Caixas-:

    “La ayuda a las tierras extranjeras tendrá que eliminarse para que Roma no entre en la bancarrota.”. Es lo primero que han hecho todas las administraciones públicas. Eliminar las subvenciones de ayuda a otros más desfavorecidos (ONG,s, Servicios Socales, Ayuda al “tercer Mundo” – (Si nosotros somos el primer mundo vamos jodidos, porque no tenemos ni puñetera idea hacia dinde vamos. ¿O Sí ?)-

    “El pueblo debe otra vez aprender a trabajar en vez de vivir de la asistencia pública”. El pueblo nunca ha dejado de trabajar y es cierto que la “asistencia publica” puede ser usada de forma fraudulenta, pero nadie -de los que no tenemos esa asistencia pública- somos capaces de denunciar los abusos. Todos convivimos -comodamente con el fraude- y este, el de los que se benefician de la asistencia publica, es el menor. ¿ Y el treinta por ciento de economía sumergida que, en muchos casos se corrresponde con defraudación fiscal?. Cicerón lo reducía todo a una cuenta de Caja.

  2. Michel dice:

    Estudié latín con la ayuda de Cicerón. Pero entonces estaba lejos de reconocer, y de comprender, la semejanza asombrosa de sus palabras con los términos que usamos ahora. Esas palabras, como es lógico, se parecen a sus madres, pero ¿dicen lo mismo? Quizás la trampa de la etimología, inevitable, nos sugiere una cercanía. No obstante, separando el aspecto del significado, la semántica actual ha distanciado, contradiciendo la etimología compleja, en el afán de modernización de la lengua, las antiguas palabras de su reflejo en el pensamiento. Hoy, Ciceron no hablaría de lo mismo que nosotros, ni entraría en los mismos matices, o subterfugios, en los que entran nuestros “oradores”.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s